5 grandes peligros de vivir en Suiza

Aunque Suiza es uno de los países más seguros del mundo, no deja de ser un país peligroso. Así es amiguis, a pesar de ostentar una de las tasas de criminalidad más bajas del mundo y de su neutralidad “pacifista”, Suiza encierra oscuros secretos que uno solo descubre con el tiempo o, lo que es peor, con la (mala) experiencia.

Por supuesto, se trata de peligros de los que nadie te habla antes de mudarte y de los que apenas oyes hablar cuando acabas de llegar al país, pero que están ahí fuera, latentes, al acecho, esperando la oportunidad de atacar y joderte el día recordarte que sí, que en Suiza se vive de maravilla, pero que tiene sus cosillas.

Que puedes estar segur@ de que nadie va a entrar a robar a tu casa, que ni van a tocar los paquetes de Zalando que el cartero deja en plena calle y a la vista de cualquiera… PERO eso no significa que vivamos en el País de las Maravillas.

Hoy, a pesar de los escalofríos que me produce solo pensar en ello, vamos a hablar de los GRANDES PELIGROS de vivir en Suiza. Muaaaajajajaja (risa terrorífica):

1. No estar asegurado… de lo que sea

Cuando llegué a Suiza, al no estar trabajando, apuré el tiempo que pude estar sin registrarme como residente para evitar pagar el costosísimo seguro médico obligatorio. Mi mayor terror, el objeto de mi peor pesadilla, no era otro que sufrir una apendicitis sin estar asegurada y acabar teniendo que hacer frente a una deuda millonaria. Me daba igual tener la Tarjeta Sanitaria Europa (muy, muy aconsejable si no se está registrado o para los familiares y amigos que vengan a veros). Imaginaba mil y un escenarios en los que recibía facturas médicos cargadas de ceros. TERROR.

Más allá del seguro médico, en Suiza puede ser terrorífico no tener cualquier otro seguro que se pueda necesitar en un momento dado. Como el seguro extra para disponer de servicio de ambulancia llegado el caso (cuesta un ojo de la cara) o el seguro de responsabilidad civil, que viene a cubrir cualquier daño que puedas causar a un tercero o su propiedad sin querer o queriendo, que eso da igual. Tener un accidente de bici o cargarte un jarrón de porcelana china en una tienda sin este seguro puede salir muy, muy caro. Y los gastos elevados e inesperados en Suiza dan más miedo que el payaso de Stephen King.

El seguro médico suizo, cuando no te cubre medicinas y/o tratamiento

2. L@s vecin@s

Y diréis, “pues mis vecinos son muy majos”. Y seguro que sí, los míos también. Pero todos, TODOS tenemos un vecino o vecino aficionado al espionaje y, lo que es peor, a la denuncia fácil. Estos vecinos o vecinas que llaman a la Polizei ante cualquier ruido extraño que escuchen a las 22.01 o para quejarse porque has aparcado el coche rozando una línea amarilla. Incluso hay vecin@s que controlan el tiempo que sacas a tu perro de paseo o las horas a las que sacas la basura.

Con todos ellos… CUIDADO. Están sueltos y son peligrosos.

3. Los revisores en el transporte público

Estos me dan más miedo que los anteriores. Aparecen cuando menos te lo esperas y, tengas o no billete, son capaces de producirte un escalofrío que ni la niña de THE RING saliendo del televisor de tu casa. No sé por qué razón, una se siente tratada como un hermano Dalton (los malos de Lucky Luke, para los jóvenes de la sala), al borde de la Ley o directamente criminal.

En este caso, mi miedo no es coincidencia. Casi nada más llegar a Suiza tuve una muy mala experiencia con  un revisor de la SBB en un tren que iba de Zurich a Winterthur (o eso creía yo). Afortunadamente me salvé de la multa, aunque me costó lo mío… y me llevé la correspondiente bronca.

4. Equivocarse

Da igual si es al pagar, en Correos (la Posta, para los cuasi lugareños) o al separar la basura para reciclar. Equivocarse en Suiza se paga caro, ya sea monetariamente -si hay multa de por medio- o recibiendo una regañina que ni mi abuelo cuando le pisaba lo sembrao.

Porque si algo le gusta a los suizos, amigos, es echar petas, pero petas gordas, con fundamento, con su retahíla de argumento, sus advertencias y consejos correspondientes y, cómo no, la moraleja del asunto. Ante esas situaciones siempre me veo tentada a darme golpecitos con el puño en el pecho entonando el cristianísimo “por mi culpa, por mi culpa, por mi gran culpa…

5. Hacer ruido a deshoras o en domingo

Aunque eso de que no se pueda tirar de la cadena del WC pasadas las 10 de la noche es más leyenda urbana que otra cosa (que sí, que una vez en una comunidad de vecinos pusieron esa norma… pero no es algo generalizado), sí es cierto que los suizos son muy, pero que muuuy sensibles al ruido. Algo que he de reconocer que me gusta… hasta que se va de madre.

Y es que estoy muy de acuerdo con que a partir de las 10 mi casa parezca un convento de clausura y reine el silencio, pero de ahí a que no se pueda tirar una triste botellita a un contenedor en todo el domingo… no creo ni que en clausura sean tan exigentes. Incluso existe una “policía de la basura” para vigilar que no se tire nada al contenedor en domingo, ¿es o no es un poco loco?

Y ojo, que lo del gusto por el silencio es contagioso xD

 

A parte de estos 5 peligros, se me ocurren muchos más: los radares, las multas de tráfico, mudarse de piso, el impuesto de radio y TV… ¿Y a vosotr@s? ¿Qué os da terror de vivir en Suiza? ¿Alguna experiencia escalofriante que queráis compartir? Aunque Halloween ya ha pasado, nunca es mal día para sacar los esqueletos a pasear…

Anuncios

23 pensamientos en “5 grandes peligros de vivir en Suiza

    • Bffffff, mira, nuestros vecinos de “puerta con puerta” son estudiantes y cada sábado la montan parda hasta las 11 de la noche, más o menos. ¿Pero quién soy yo para pedirles que se dejen de fiesta, con las que he montado yo en mis años mozos? No sería justo… y el karma me lo haría pagar caro, seguro.

      Total, que mi gordi (y me refiero a mi hijo, no a marido, jajaja) se queda sobado normalmente a las 7.30 pero yo parto de la base de que, si hay ruido, tendrá que vivir con ello y punto. Si no estaremos criando a niños pejigueros y blandengues que no aguantan ni media tos.

      Mal por tu vecina! He dicho xD

  1. Hola Saracomo siempre, me encantan tus post.Hoy te escribo este Email, no se hacerlo de otro modo, por que no estoy de acuerdo con que aqui no se producen robos. Al menos en Zürich ciudad, en estas fechas andamos siempre en tension. La venta de adaptadores con reloj, para programar a que hora se apagan y encienden las luces, se dispara en esta epoca. En nuestro piso entraron un 24.12, estabamos en España. Llevabamos 5 meses en Zürich, esta fue la bienvenida.Besos

    • Vaya Elena, qué mala suerte! Yo, la verdad, no conozco muchas historias de robos en Suiza, en general. Seguro que “haberlos, haylos” pero quiero pensar que no es un fenómeno tan habitual como en otros países (España, sin ir más lejos!)

      Espero que estés muy bien y que nos veamos pronto!

      Un abrazo fuerte

  2. Buenos días, estupendo artículo.
    Me viene a la memoria una anécdota de mi infancia.
    Unos amigos de mis padres españoles que estaban residiendo en Suiza, omitido lugar de procedencia, tenían la costumbre de los domingos salir al campo para hacer picnic con sus amigos,y solían tirar la basura nada más salir de su domicilio,por lo cual gran error,ya que varias veces fueron advertidos de que había un horario para basura y ellos haciendo caso omiso tras varias llamadas y multas,ya que encontraron en la basura credenciales que los identificaban terminaron con 72 horas de plazo para abandonar el país, vamos que los pusieron en la frontera.
    Desconozco si el tema de la basura fue la gota que colmó el vaso.
    Ésto ocurrió en los años 60s

    • Uf, qué duro, no? Quiero pensar que algo más harían para que les echasen del país, aunque si reincidieron… vete tú a saber! xD Aquí se toman muy en serio las advertencias, y bien que me parece en la mayoría de los casos. Al final hay que comportarse, se viva donde se viva.

      Un saludo!

      • En aquella época también intentaron hacer un referéndum sobre la inmigración y se dieron cuenta que no tendrían suficiente mano de obra autóctona para cubrir los puestos de los extranjeros.
        Suiza en muchos aspectos está muy por delante de su entorno europeo, pero con dice un dicho “donde fueres haz lo que vieres”

  3. creo que vecinos que vigilan los tenemos en todos los paises! aunque aqui en francia el que yo tenia era muy pero que muy horrible y ademas era Suizo!! casualidad o no? jajaja pero me vigilaba cuando me iba de viaje, cuando aparcaba el coche y nos denuncio!!! el tipico que tu describes!!

  4. Qué interesante! Yo esa presión vecinal, control de basuras, etc, la viví intensamente en mi breve período en Zürich pero debo decir que en Ginebra son más laxos con eso y lo llevo mejor. También he tenido el típico toque de atención de una vecina pero fue poca cosa. A lo que yo temo es a la régie!!!! (no sé cómo es en alemán, me refiero a las inmobiliarias propietarias de los apartamentos), porque si te contactan, SIEMPRE suele ser para algo malo: subirte el alquiler, decirte que habrá obras, o quejarse de algo. Y Oh My God, el “état des lieux de sortie” es mi peor pesadilla, es cuando te vas de un piso y lo revisan con lupa para ver si se quedan algo de tu fianza (que es una pasta gansa), y van contando si has hecho agujeros en la pared, si has rayado el suelo… en fin… c’est la vie…

    • Hola Alicia!

      Por lo que me han contado, la Suiza francesa y la italiana son más “relajadas” que la alemana en muchos aspectos. Debe ser la cultura y/o idiosincrasia germana, que es muy dura, la jodía xD

      Sobre lo que comentas, a ver, todo lo que tenga que ver con alquilar una vivienda ya es de por sí terrorífica. Desde la misma búsqueda hasta la mudanza, por no hablar de dejar el piso en perfecto estado de limpieza cuando lo dejas… DE SUSTO grande, muy grande!

      Pero aquí estamos porque hemos venido, jajaja!

      Un besote

  5. Hola yo vivo en Suiza y la multa si la tuve que pagar porque recien llegada se me ha olvidado comprar el ticket, salí de mis clases de alemán y el tren ya se iba y adivinen que los tipos rudos y salvajes justo en la entrada …… pero ahora estoy más que preparada y un centavo no verán jajaj . Me gusta mucho tu blog.

  6. Suiza es un pais maravilloso, donde a todo el mundo le dan una oportunidad para trabajar y tener una vida digna. Es un país que donde si se cumplen las normas no tienes por que tener ningun problema y absorbe mejor q nadie a la inmigración integrandolos . Hay q intentar hablar los idiomas y respetar y venir aqíi con la mentalidad de España augura un fracaso seguro Si no pagas el seguro, si hace ruido después de las 10, si no cumples los horarios con la basura, si te cuelas en un tranvía , claro q te van a llamar la atencion o denunciar etxc…Vamos ya me gustaria a mi que en España fueran esos los problemas q tiene lagente. Suiza nos ha acogido a muchos y es un pais generoso. Respetemoslo y seamos agradecidos.

    • Hola Ana,

      Por supuesto! Si lees otras entradas de mi blog no te quedará duda alguna: yo respeto y agradezco mucho vivir en Suiza por muchos motivos. Pero tampoco hay por qué ponernos una venda en los ojos y negarnos a ver aquello que no nos gusta o no es tan positivo.

      No existe el lugar perfecto, y no tiene nada de malo decirlo! Es más, a much@s nos sirve para intentar mejorar las cosas en nuestro entorno.

      Y el humor que no falte 🙂 Un saludo!

  7. Hola Sara. ¡En Alemania ocurren las mismas cosas! Lo que más me sorprendió (y sigue sorprendiéndome) es que la gente te riña cuando haces algo mal. La primera vez que me sucedió fue cruzando un semáforo en rojo y la señora me echó tal charla, que me quedé perpleja, sin saber qué decir, y un poco avergonzada. Saludos desde Colonia 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s